jueves, 2 de mayo de 2013

Sayulita.

[caption id="attachment_840" align="alignleft" width="300" caption="Playa de Sayulita"]Playa de Sayulita[/caption]

La carretera número 200 que discurre por la costa mexicana y que une Jalisco y Puerto Vallarta con Nayarit y Tepic, tiene un desvío que conduce directamente a Sayulita, tras recorrer 6 kilómetros. El océano Pacífico baña este pequeño lugar del estado de Nayarit en México.

El encanto de Sayulita reside en la sencillez; los turistas se mezclan con los habitantes del lugar, dando lugar a una población uniforme. Aquí no se han levantado grandes hoteles, ni bulliciosos locales nocturnos, el tiempo trascurre en calma y se puede disfrutar de un buen ambiente. Pero en los periodos vacacionales el ambiente se vuelve más festivo y hay música en directo y se preparan rodeos. Si se quiere un lugar más vivo basta con desplazarse unos 30 minutos a Puerto Vallarta.

Paseando por la selva que rodea a Sayulita sabemos que estamos acompañados de animales, pero en contadas ocasiones se dejan ver. Iguanas, víboras de cascabel, armadillos, pumas, castores, tejones o jabalíes, son algunos de los animales que aquí habitan. Entre los peces del lugar destacan guachinango, atún, dorado, mahi mahi, pez sierra, camarón o langosta.

Sayulita es un destino muy preciado para los surfistas y para los bañistas en general, pues sus olas a pesar de tener un buen tamaño para disfrutarlas con una tabla de surf, también ofrecen seguridad para disfrutar de un refrescante y divertido baño. En sus playas los vendedores ambulantes disponen de joyería, ropa ligera y sombreros, hamacas y bebidas. Y en el pueblo las tiendas tienen un alegre colorido y se reparten por sus pequeñas calles empedradas y sus casas, humildes pero que reciben todos los cuidados necesarios de sus dueños para que no se estropeen. Perderse por sus calles dando un largo paseo es muy agradable y consigue que el viajero se sienta parte de Sayulita por unas horas.

Puede encontrar alojamientos baratos en Sayulita en este enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario